Desazón

Pese a ser tan absurda, la noticia no tardó en ganar imbécil estupefacción nacional. Resulta que aquel día, los solemnes leones metálicos, desaparecieron.

El fútbol del tercer mundo (crónica)

Veinte años atrás, en la esquina de las calles Lanza y Punata, había un inmenso basural donde se reunían decenas de perros vagabundos para comer.

Cuando se dice tiempo

Abi y un Café Internet que no tiene nada de café y sólo es Internet, a Dos la hora y temporalmente vacío. Descuida, ya llegarán los viciosos.

La nave del olvido

Richard era entonces el más guapo de los choferes de la línea D. Estaba detrás del volante de La Nave del Olvido IV. Moreno, con el cabello rizado, musculoso, era el perfecto chamagalán.

Pin It on Pinterest